‘Las rejas no matan’: Villanueva

CIUDAD DE MÉXICO.- La cárcel te destruye o te supera; sólo hay esas dos opciones, suelta convencido el ex gobernador de Quintana Roo, Mario Villanueva Madrid, después de 17 años de encierro, de ir de prisión en prisión entre México y Estados Unidos, y justo cuando está por cumplir la condena de 204 meses que le impuso la justicia norteamericana por el delito de lavado de dinero.

“La cárcel es una enseñanza, aprendí a aprovechar el tiempo al máximo, estudiando para abogado y trabajando en todo, desde elaborar muñecos de peluche, artículos de piel o de madera, además de oficios que ya sabía hacer como barrer, trapear y lavar baños, no me da pena decirlo”, detalla.

Por segunda ocasión está preso en el Reclusorio Norte de la Ciudad de México, donde dice que mejor le han tratado diversos padecimientos de su deteriorada salud que lo obligan a tomar hoy seis pastillas diarias, con lo costoso y complicado que resulta introducirlas. “Aquí al menos tengo acceso a mis medicamentos en tres días que tarda el comité técnico interno en autorizar su ingreso, pero lo que era en el penal federal para enfermos del estado de Morelos, ahí sí que son duros, una vez tuve que aguantar un estreñimiento de cuatro días porque lo único que me recomendó el doctor fue: ‘Tome agua don Mario’”, compara.

Leave a Reply

Your email address will not be published.

A %d blogueros les gusta esto: